Liderazgo real y efectivo: exigencia para el cambio de la cultura organizacional

Haz de la empresa un espacio atractivo, motivador, participativo, seguro y retador para sus integrantes.
Liderazgo real y efectivo

Las organizaciones y empresas, sobre todo las pequeñas y medianas, se han reinventado para sobrevivir y enfrentar nuevos escenarios y retos impuestos a consecuencia de la emergencia sanitaria.

Si eres quien ejerce la autoridad máxima en tu empresa, además de ser el responsable último de los resultados y toma de decisiones estratégicas o críticas, debes estar convencido de que es vital transformarse en un líder real y efectivo, no simplemente en cumplir con el rol formal de un gerente.

Reflexiones sobre un líder exitoso ante una realidad impredecible y cambiante, plagada de riesgos

Cada vez tienen menor valor la jerarquía y la autoridad formal. El ejecutivo en jefe ha dejado el escritorio y las órdenes por decreto para convertirse en un impulsor y facilitador de la energía humana en su organización. Ahora se ocupa en sentir y conectar con su personal a través de los equipos de trabajo y se ha propuesto empoderar a sus colaboradores escuchando antes de decidir.

La verdad absoluta de los “qué”, “cómo”, “quién” y “cuándo” dejó de ser un territorio exclusivo del líder. La voz crítica, sugerente y reflexiva sobre la eficacia, productividad y rentabilidad de la empresa se escucha cotidiana y sistemáticamente en todos los niveles de la organización.

Trabajo a distancia o home office

Este nuevo modelo de trabajo ha forzado a que la dirección busque la forma de comunicar e integrar a los miembros de la organización. Tanto la lejanía física como la pérdida de convivencia cotidiana en el espacio de trabajo han dado paso a la creación de equipos de autogestión apoyados por plataformas tecnológicas unificadas. Así se generan experiencias compartidas a distancia que mantienen el vínculo humano y social, favorecen al óptimo aprovechamiento del potencial individual y colectivo, permiten compartir conocimientos y difundirlos ampliamente en la comunidad laboral, y abren la posibilidad de que los integrantes de la empresa sean escuchados y retroalimentados en el desarrollo de sus funciones y cumplimiento de sus metas. En estos espacios colaborativos las tareas y los proyectos se planean, se organizan, se gestionan, se mejoran y se evalúan.

Innovación

La innovación dejó de ser una actividad eventual orientada a transformar un producto o servicio para el cliente. Hoy, ocupa un espacio preponderante en la agenda del líder y en el quehacer cotidiano de la organización, buscando las mejores formas de gestionarla, así como a la gente y su aportación de valor a los resultados y metas.

La función innovadora es responsabilidad de los ocupantes de los puestos. Es el detonador clave para hacer más competitiva, creativa y productiva a la empresa. Vence la resistencia al cambio y se abre una puerta a las ideas generadas en todos los niveles la pirámide organizacional.

La integración, el desarrollo y la retención del capital humano

Empatía

La empatía del máximo directivo influye en la creación e inspiración del sentido de pertenencia de los colaboradores y de su afiliación y compromiso hacia los propósitos y valores institucionales. Actualmente, deben contar con una estrategia diseñada para generar las condiciones y hacer de la organización un lugar de trabajo atractivo, motivador, participativo, seguro y retador.

Capital humano

El valor de la organización es el valor de su gente. La estrategia de los líderes se está orientando en este sentido y juega un papel fundamental con los planes de desarrollo profesional y personal. Los colaboradores pueden avizorar un crecimiento futuro, así como los esfuerzos para hacer de la capacitación y la formación el puente para el dominio de las competencias requeridas para asumir mayores responsabilidades e incorporarse a los avances tecnológicos.

Parte fundamental en esta estrategia es evitar la migración del talento. Se debe realizar la revisión y replanteamiento de los modelos de remuneración y beneficios para convertirlos en un instrumento de primer orden.

En estos modelos se consideran nuevos beneficios de carácter familiar y social como la flexibilidad laboral. Así el empleado tiene la posibilidad de acceder a un esquema de trabajo en el que combine home office y presencial.

Asimismo, se adoptan sistemas de compensación referidos a la responsabilidad, complejidad y logro de resultados. También se consideran factores de orden social y familiar como el “salario emocional”. Este representa beneficios no económicos y su objetivo es dar la mejor calidad de vida para el colaborador y su familia.

Salud laboral

Con la epidemia del COVID, los años pasados dejaron importantes experiencias y lecciones sobre la importancia de establecer condiciones y apoyo para cuidar y prevenir enfermedades físicas y emocionales de los trabajadores. Hoy, esta preocupación representa una tarea prioritaria en la agenda de los líderes de las empresas y organizaciones. En México, la aplicación escrupulosa de la NOM 035 juega un papel fundamental.

Esta es una apretada reflexión sobre los importantes esfuerzos en los que están empeñados los líderes reales y efectivos en la gestación de una nueva cultura organizacional que sustente el desarrollo y la retención del capital humano en las organizaciones. Mi propósito es llamar tu atención hacia la ruta que hoy está tomando el liderazgo organizacional.

Ponemos a tus órdenes el conocimiento y la experiencia de los integrantes de Red Integralis para acompañarte con soluciones innovadoras y realistas.

Fernando Benítez B.
Consultor en Capital Humano
Red Integralis

Nos encantará ayudarte

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación.


Notice: ob_end_flush(): Failed to send buffer of zlib output compression (0) in /home/redbms/public_html/wp-includes/functions.php on line 5373